Boletin de JHISN 06/08/2022

Queridos amigos,

Saludos en este verano intenso que nos golpea y a la vez nos calienta a todos. Ha sido un placer para nosotros repartir folletos—¡cuando no hace demasiado calor!—en el Mercado de Agricultores de JH, y conocer y hablar con algunos de nuestros lectores del boletin. El boletín ahora se traduce regularmente al español y está disponible en nuestro sitio web de JHISN : Aquí va un saludo caluroso y comprometido a nuestros lectores en español!

Estamos buscando un voluntario para que nos ayude a administrar nuestro Twitter de JHISN. Si está interesado pongase en contacto con nosotros escribiendo a info@jhimmigrantsolidarity.org.

El boletín de esta semana echa una ojeada a la amenaza al poder electoral de los inmigrantes que representa la reorganización propuesta de los distritos del Concejo Municipal. Luego informamos sobre el último movimiento legislativo para crear un camino hacia la residencia permanente para millones de personas indocumentadas en los EEUU.

Puntos destacados del boletín:

  1. Protesta por los mapas propuestos de los distritos de la ciudad de Nueva York
  2. #ActualizaElRegistro para desbloquear el estado de la tarjeta verde para millones de personas

1. Los nuevos mapas propuestos del Concejo Municipal desatan la ira en Queens y Brooklyn

Las revisiones propuestas en las líneas del distrito del Concejo Municipal desencadenadas por el Censo del 2020 están causando una tormenta de controversia entre los activistas defensores de los derechos de los inmigrantes. Los nuevos diseños de los mapas presentados por la Comisión de Distritos de la Ciudad de Nueva York el 15 de julio, fueron recibidos con acusaciones de que dividen y debilitan el poder del voto de las comunidades inmigrantes en clara violación con la Carta de la Ciudad de Nueva York (Estatutos).

La revisión de las líneas distritales es una tarea compleja que requiere que la Comisión cumpla con múltiples mandatos legales a nivel federal, estatal y local. La Constitución de los Estados Unidos requiere que todos los distritos legislativos tengan una población aproximadamente igual. Dado que la ciudad ahora tiene una población de 8.8 millones, cada uno de los 51 distritos del Concejo Municipal debe tener aproximadamente 172,882 personas; solo se permite una desviación del 5%. Además, el Estatuto de la Ciudad requiere que la Comisión mantenga intactos los vecindarios, distritos y comunidades, limitar los cruces de distritos entre distritos, evitar dividir a los votantes del mismo partido político para disminuir su representación efectiva y también evitar los distritos con formas extrañas.

Las organizaciones defensores de los derechos de los inmigrantes reaccionaron rápidamente al mapa propuesto por la Comisión. DRUM (Desis Rising Up and Moving), un grupo con sede en Jackson Heights que representa a las comunidades del sur de Asia y del Indocaribe, afirma que los nuevos mapas restarán poder a sus comunidades al dividirlas en múltiples distritos tanto en Queens como en Brooklyn: “El hecho es que La Comisión ni siquiera intentó unir a una sola de nuestras comunidades en Brooklyn y Queens, y peor aún, dividió a algunas, están en contra de su propia misión y mandato por parte de la Carta de la Ciudad de Nueva York”.

En el Facebook de DRUM se superpone los mapas de la Comisión con las fronteras reales de las comunidades de inmigrantes. En Richmond Hill y Ozone Park, podemos ver que las comunidades de Guyana, Trinidad, Punjabi y Bangladesh se dividen en cuatro distritos diferentes; la comunidad de Bangladesh en Kensington en cuatro distritos; la comunidad Paquistaní de Midwood en tres distritos, y las comunidades Tibetana y Nepalí de Woodside se trasladan a un distrito de mayoría blanca que incluye a Maspeth. Otras comunidades de clase trabajadora de color también se han dividido en distritos múltiples. DRUM ha prometido luchar contra estos cambios.

Otra controversia involucra la creación de un distrito de mayoría asiática en Brooklyn. AAPI (Asian American Pacific Islander), que ahora asciende a 1 millón de personas o al 14,3 % de la población de la Ciudad de Nueva York. Todos están de acuerdo en que el nuevo mapa del distrito debe reflejar este crecimiento. Pero hay una disputa sobre el nuevo distrito propuesto porque divide un distrito latino fundamental existente. Alexa Avilés del actual Distrito 38 y Justin Brannan del Distrito 43 se pronunciaron en contra del mapa preliminar en un comunicado conjunto

“Durante 30 años, ha existido un escaño en el Concejo Municipal para empoderar a los latinos a elegir un candidato de su elección, en un distrito que incluía la totalidad de Sunset Park y Red Hook. [Está] enfrentando a una comunidad de interés contra otra y acabando con los logros obtenidos con tanto esfuerzo que han existido durante una generación”. 

Murah Awawdeh, director ejecutivo de la Coalición de Inmigración de Nueva York, criticó a la Comisión por no mantener intactas las comunidades de inmigrantes:

“Al dividir varias comunidades de inmigrantes y no mantener la pluralidad de los distritos minoritarios del Concejo Municipal, la Comisión [de Distritos] de la Ciudad de Nueva York no cumplió con su mandato de mantener unidas a las comunidades con intereses comunes. Las líneas distritales propuestas dividen a las comunidades de color en Woodside, Ridgewood, Kensington, Richmond Hill y las comunidades latinas históricamente conectadas en Red Hook y Sunset Park, lo que dificulta que los inmigrantes neoyorquinos de estas áreas elijan a los líderes que representarán sus intereses en el Concejo Municipal.”

La Coalición del Mapa de la Unidad, compuesto por el Asian American Legal Defense Fund, el Center for Law and Social Justice at Medgar Evers College y LatinoJustice PRLDEF, expresó su preocupación sobre el mapa porque tres nuevos distritos contenidos dentro de Staten Island causarían cambios innecesarios en los distritos de otros condados. El cambio “perturbaría los distritos de actuación existentes e innecesariamente ‘rompería’ comunidades de interés de larga data, por ejemplo, dividiendo Sunset Park entre los Distritos 38 y 43 en su mapa preliminar”. El 18 de julio presentaron su propio mapa para abordar estos temas. 

El Concejo Municipal no puede vetar ni cambiar los mapas una vez que la Comisión de Distritos de la Ciudad de Nueva York apruebe la versión final. Pero el activismo local puede y, a menudo, afecta la forma en que se trazan los límites de los distritos. Habrá audiencias públicas durante agosto que conducirán a un segundo borrador de los mapas, que vence el 23 de septiembre. Los nuevos mapas deben estar finalizados antes del 7 de febrero del 2023.

“Es crucial que involucremos al público en este proceso. La forma de nuestros distritos juega un papel en quién elegimos para que nos represente, lo que a su vez afecta la forma en que el gobierno aborda cada problema que enfrentamos.”–Concejal Selvena Brooks-Powers (D-Laurelton)

¿QUÉ PODEMOS HACER?

2. #ActualizarElRegistro como camino a la Residencia Permanente

Al igual que muchas de las políticas de inmigración, la importancia de la nueva legislación que se acaba de presentar en el Congreso no puede entenderse fuera de la historia. El mismo título de la Renovación de las Disposiciones de Inmigración de la Ley de Inmigración de 1929”, presentada el mes pasado por 46 demócratas de la Cámara, nos recuerda una sombría historia. Hace casi cien años, se estableció la “Ley de Registro” en 1929, que permitió a los inmigrantes que ingresaron y vivieron en los EEUU antes de una fecha límite específica solicitar la residencia legal permanente. La fecha de corte del registro se ha actualizado cuatro veces desde la aprobación de esa Ley.

La ley registral vigente, actualizada hace más de 35 años por el gobierno de Reagan, estableció el 1 de enero de 1972 como fecha límite. Esto significa que solo los inmigrantes que han vivido aquí durante medio siglo son elegibles para presentar una solicitud. Como resultado, del 2015 al 2018, solo 305 inmigrantes solicitaron la residencia permanente bajo la ley de registro.

La legislación propuesta ampliaría la elegibilidad para la residencia permanente a casi 8 millones de inmigrantes indocumentados. Cambiaría la Ley de Registro para permitir que cualquier inmigrante que haya residido en los EEUU durante siete años o más, y que cumpla con criterios específicos, pueda solicitar el estatus de residente. La ley actualizada crearía una fecha de registro móvil para reemplazar el límite obsoleto de 1972. La patrocinadora clave del proyecto de ley, la congresista Zoe Lofgren, señala que cambiar la fecha de residencia legal no es nuevo. “Qué hay de nuevo,” Lofgren dice, “lo novedoso es el hecho de que el Congreso no haya renovado regularmente la fecha como ha sucedido tantas veces históricamente”. 

Los grupos defensores de los derechos de los inmigrantes en todo el país se están movilizando para apoyar el proyecto de ley de la Cámara con campañas como #ActualizaElRegistro y #DesbloquearLaResidencia. Los grupos con sede en Queens que respaldan que la ley de registro sea actualizada incluyen Adhikaar y Make the Road NY. Ellos argumentan que la renovación de la Ley de Inmigración de 1929 puede crear una reforma migratoria sistemática, sin requerir nuevas leyes o disposiciones controversiales de “amnistía”, y puede ofrecer dignidad a millones de personas que actualmente no pueden vivir legalmente con su cónyuge o sus hijos estadounidenses, que no pueden trabajar legalmente, o solicitar ayuda financiera para educarse.

Vanessa, una residente indocumentada de 20 años que ha vivido en los EEUU desde que tenía dos años, insta a los legisladores a abordar la inmigración:

“no solo como una crisis continua sino como un proceso civil, normal y ordenado. La actualización de este registro comenzará a hacer eso al permitir que personas como yo, que hemos vivido y contribuido a este país durante muchos años, obtengamos una tarjeta verde. La actualización es posible. Si logramos que suficientes personas respalden este proyecto de ley, podríamos ganar de una vez por todas”. (20 de julio del 2022)

¿QUÉ PODEMOS HACER?
  • Siga y distribuya la campaña de Twitter para #ActualizarElRegistro.
  • Póngase en contacto con el representante de EEUU Grace Meng (D-Queens), copatrocinadora del proyecto de ley de registro actualizado, para expresar su apoyo.

En solidaridad y con cuidado colectivo,

Jackson Heights Immigrant Solidarity Network (JHISN)

Siga a @JHSolidarity en Facebook y Twitter y comparta este boletín con amigos, familiares, vecinos, redes y colegas para que puedan suscribirse y recibir noticias de JHISN. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.